Subscribe Now

* You will receive the latest news and updates on your favorite celebrities!

Trending News

Blog Post

JOSEP DE LA VERGE BOVER ALBAGÈS (1749-1806)
Vallencs Il·lustres que no son a la Galeria

JOSEP DE LA VERGE BOVER ALBAGÈS (1749-1806) 

Josep Bover Albagés nasqué a Valls l’any 1749. Era fill de Francesc Bover i d’Úrsula Albagès, naturals de la vila de Valls. Ingressà a l’ordre carmelita el 11 de setembre  de 1767. Professà a Barcelona el 12.setembre de 1768, als 19 anys.

Es conserven poques dades d’aquest religiós. Fou bibliotecari, durant deu anys, de la llibreria del convent de Sant Josep de Barcelona, segons que ell mateix declara al pròleg de las seves memòries.

El P. Josep de la Verge és esmentat per Villanueva en el seu “Viage literario a las iglesias de España”: “La franqueza con que estos Padres me han tratado, singularmente el P. Fr. José de la Virgen, bibliotecario, reprende y avergüenza la envidia de otros, que se llaman y tienen á sí mismos por sabios, olvidados ciertamente del capítulo VII del libro de la Sabiduría”.

Alguns llibres de la BUB conserven notes de la seva mà, per exemple: el manuscrit 100 i el manuscrit 559. En aquest últim hi ha una anotació efectuada el 1804, que recull una referència proporcionada per Villanueva sobre l’existència d’un altre exemplar del manuscrit a l’Escorial.

Morí a Barcelona el 4 de gener de 1806.

Nota necrológica: “Murió este Padre a los 4 de enero de 1806. Fue natural de Valls, arzobispado de Tarragona, y profeso de este convento. Tenía de edad 58 y de profesión 36. Su enfermedad fue una inflamación interna que en pocos días nos ha privado de su amable compañía. Recibió los santos sacramentos de la penitencia y eucaristía, con el espíritu y el fervor propio de su corazón, siempre tierno y devoto. Fue este religioso muy aficionado a los libros, y por esto la Religión lo empleó en la Biblioteca. Su talento, aunque solamente regular, pudo, con la aplicación, llegar a lo que no llegan muchos de talento superior. Tenía noticia de la mayor parte de los escritores, a cuyas obras sabía dar el aprecio que merecían. Trabajó incesantemente en buscarlas y adquirirlas, para enriquecer con ellas la Biblioteca de este convento. Con este cuydado en que ha sido infatigable, ha llegado a formarla una de las mayores de España. Los aumentos de esta gran Biblioteca devidos a su vigilancia lo harán eternamente memorable entre los literatos. Entre los cuydados de aumentar cada día más los libros como a bibliotecario, no se descuydaba del aumento de las virtudes como a religioso. En cada una de las que constituyen el estado monástico ha dexado ejemplos admirables. Una pobreza casi extrema, porque si alguna cosa le daban la vendía con licencia de los prelados para emplearlo a beneficio de la Biblioteca. En la obediencia miró siempre la voz del superior como la del mismo Dios. En la castidad brilló con los resplandores de una pureza singularíssima. En la humildad, fundamento de todas las virtudes, podemos decir que fue la senda por donde caminó toda su vida. Por lo que esperamos que Nuestro Señor le havrá dado el premio de la eterna recompensa. Está sepultado en la sepultura de los religiosos nº 6. Anima eius requiescat in pace”.

OBRA

  1. Cronología crítico-Apologética de la Religión Carmelitana desde el siglo Primero hasta el decimooctavo de la Iglesia, dispuesta […].

Biblioteca Universitat de Barcelona, manuscrit 528. 208 x 170 mm, 412 p. Arxiu dels Carmelites Descalços de Catalunya i Balears, còpia microfilmada. Descrit a MCEM 1962.

 

BIBLIOGRAFIA

Villanueva, Jaume. Viage literario a las iglesias de España, XVIII, Madrid, 1851, p. 211.

Deixa un comentari

Required fields are marked *